Ser urbano

En el momento en el que el ser humano se adapta a la vida en la ciudad entra a formar parte de una ilusión de seguridad que lo aísla de la realidad azarosa e injusta de la violencia de la naturaleza de la que forma parte.

Aquí puede ser educado, correcto, solidario. Reprimir el monstruo agazapado en el interior. Olvidarse de cuestiones mortales como la vida, la muerte, la lucha por la supervivencia, y centrar su existencia en la adquisición de bienes (comprar el último Iphone del mercado) o la búsqueda del prestigio social –actitudes que no dejan de formar parte de esta lucha darwiniana del más fuerte por sobrevivir y destacar entre los demás: poder, fama, y popularidad con la finalidad de alcanzar la reproducción (ligar en los bares para echar un polvo)-.

El ser urbano contempla las montañas rodeándolo en la distancia como una cosa aliena a él mismo, que puede visitar cuando decida para salir de su realidad cuando esta lo sature.

Pero la realidad es que si esos cuatro edificios de cemento que lo protegen del exterior desaparecieran súbitamente, el ser urbano, con toda su inteligencia y su adaptabilidad a la sociedad civilizada, con toda su oratoria, su multiplicidad de idiomas y estudios cualificados, sería allá fuera tan inútil e indefenso que en dos días moriría de algo tan impensable para un ser del primer mundo como es la sed, el hambre, o devorado por los depredadores.

Es quizás por esa realidad tan violenta por lo que el ser urbano decide cerrar los ojos muy fuerte a quien realmente es, a las raíces de las que proviene y en las que dará su último suspiro, y decide auto-engañarse. Pensar que es indestructible, que tiene el control, que está en la cima de la pirámide y nadie, ni la vida, puede bajarlo de allí.

Sin embargo, sobrevive tras un muro de piedra que, a la vez que le permite vivir esa mentira donde la muerte no existe, lo aliena de la realidad de su alrededor, aislándolo en un oasis extraviado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s